1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

SALUD PÚBLICA

Tarjeta roja a la publicidad de apuestas en el deporte

La ley que regula la promoción del juego entrará en vigor en otoño. 35 de los 42 equipos que componen la Primera y la Segunda división tenían acuerdos con casas de apuestas al inicio de esta temporada

Ricardo Uribarri 16/08/2020

<p>Imagen del Alavés - Granada de la jornada 33 de La Liga. </p>

Imagen del Alavés - Granada de la jornada 33 de La Liga. 

Aitor Bouzo

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

Luchar contra la ludopatía e impulsar modelos de ocio y consumo saludables. Ese importante fin ha sido el que ha llevado al Gobierno a desarrollar una ley que prohíbe que las casas de apuestas online sigan utilizando el deporte como vía para promocionarse. Una trascendente decisión que pretende evitar la identificación de los deportistas, vistos como un modelo de éxito por parte de la sociedad, con los operadores del juego, y que ha contado con un amplio consenso tanto político como social. En el reverso de la moneda están los clubes y las empresas de comunicación, que van a perder importantes ingresos económicos en un momento donde sus cuentas ya están resentidas por las consecuencias de la pandemia.

Una vez que el Consejo de Europa ha dado por bueno este Real Decreto de Comunicaciones Comerciales de las Actividades del Juego sin realizar ningún cambio, sólo queda que sea analizado por el Consejo de Estado. Se espera que para inicio de otoño emita una resolución para que el Gobierno pueda aprobarlo, previsiblemente, en el próximo mes de octubre. De esa manera se acabará con “la ley de la selva”, según la definición del propio ministro de Consumo, Alberto Garzón, en la que se encontraban las actividades sobre publicidad, patrocinio y promoción de las actividades del juego desde que en 2011 se promulgó la Ley de Ordenación del Juego. La falta de desarrollo posterior del artículo 7, que regula esos aspectos, había provocado un vacío normativo.

España tiene el triste honor de ser el país europeo con mayor tasa de ludópatas de entre 14 y 21 años

El Ejecutivo considera la medida, recogida en el acuerdo de coalición, absolutamente necesaria viendo las estadísticas de nuestro país en este ámbito. España tiene el triste honor de ser el país europeo con mayor tasa de ludópatas de entre 14 y 21 años, según un estudio de la Federación de Jugadores Rehabilitados. Obviando la distinción de edades, la Dirección General de Ordenación del Juego cifra en 400.000 las personas que son catalogadas como jugadores compulsivos. Además, la cantidad de apostadores online se ha triplicado en los últimos siete años. Una encuesta sobre el uso de drogas en enseñanzas secundarias en España revela que el 10% de los estudiantes adolescentes apuestan dinero en la modalidad online, mientras que un 22% lo hacen de forma presencial. En Madrid, por ejemplo, el número de locales de apuestas ha crecido un 140% desde 2014.  Todo esto desemboca en que en nuestro país se apuesten unos 8.000 millones al año en competiciones deportivas, lo que supone el 38% de los más de 20.000 millones que se juegan anualmente, de los que 2.580 son online y 18.252 de juego presencial, según el Consejo Empresarial del Juego (Cejuego).

Después de las aportaciones hechas por hasta 86 organismos y asociaciones de la sociedad civil, así como también por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia y por el Defensor del Pueblo, el proyecto final del Real Decreto ha resultado más restrictivo que la primera versión que se presentó en febrero. De esta forma, el texto recoge la prohibición de que los equipos deportivos luzcan publicidad de las casas de apuestas en las camisetas y equipaciones de los equipos. Tampoco se permite que se anuncien en vallas dentro de los recintos deportivos ni que los estadios lleven el nombre comercial de alguna de ellas. Y ningún equipo podrá llevar un nombre de una empresa del sector junto a su nombre deportivo. Además, la publicidad de este sector queda restringida a la franja horaria de 1 a 5 de la madrugada, lo que la reducirá “hasta un 90%”, según Garzón, y no se podrán hacer promociones de captación de nuevos clientes ni utilizar a personajes famosos para hacer campañas.

 El 10% de los estudiantes adolescentes españoles apuestan dinero en la modalidad online, mientras que un 22% lo hacen de forma presencial

La repercusión que pueden tener estas medidas en deportes como el fútbol se entienden viendo el dato de que 35 de los 42 equipos que componen la Primera y la Segunda división tenían acuerdos con casas de apuestas al inicio de la temporada 19-20, bien como patrocinador principal en sus camisetas, ese era el caso de Alavés, Granada, Leganés, Levante, Mallorca, Osasuna, Sevilla y Valencia en la máxima categoría, o bien como un sponsor más del club. El Barcelona, por ejemplo, recibe ocho millones anuales de su casa de apuestas oficial por este concepto, mientras que el Real Madrid ingresa seis millones. En Primera, sólo Real Sociedad, Valladolid y Villarreal no han tenido vinculación reciente con empresas de juego. El equipo guipuzcoano sometió incluso a votación entre sus socios aceptar o no estos patrocinios, mostrándose en contra hasta un 86% de los votantes. En Segunda, sólo Huesca, Lugo, Málaga y Rayo Vallecano eran ajenos a esta publicidad. Hasta la Liga de Fútbol Profesional tiene a una empresa del sector como uno de sus patrocinadores. Los cálculos que se han hecho apuntan a que los clubes de fútbol españoles pueden dejar de ingresar por este concepto unos 80 millones de euros. Una situación que preocupa a sus dirigentes, porque llega en un momento en el que las cuentas de las entidades ya se están viendo afectadas por la reducción de ingresos a causa de las consecuencias de la pandemia de la covid-19. El baloncesto es otro de los deportes que se puede ver seriamente perjudicado ya que hasta 10 clubes de la ACB tienen acuerdos con estos operadores. Más de uno incluso añadía su nombre comercial al del equipo.

Llama la atención que, a pesar de la próxima entrada en vigor de la Ley, haya entidades como Betis y Cádiz que han anunciado en los últimos días nuevos acuerdos con empresas del sector de las apuestas para que se conviertan en patrocinadores principales. Si todo transcurre según lo previsto, sólo podrán lucir esa publicidad durante un corto espacio de tiempo en el próximo campeonato, cuyo arranque está previsto para el 12 de septiembre, aunque el Real Decreto incluye un plazo de tres meses desde su entrada en vigor para adaptar los contratos en vigor. Hay juristas que incluso consideran que los clubes afectados podrían pedir indemnizaciones por responsabilidad patrimonial a causa de la intervención de la Administración si no se les respetan esos acuerdos comerciales. La Dirección General del Juego será el órgano encargado de la vigilancia y el cumplimiento de la normativa.

España sigue así el modelo italiano, que puso en marcha en 2019 el Decreto por la Dignidad, que veta cualquier publicidad de las casas de apuestas. Suiza y Holanda también prohíben que los equipos de fútbol luzcan sponsors de empresas del juego en sus camisetas. Bélgica no permite la emisión de anuncios de este tipo durante la retransmisión de eventos deportivos ni tampoco que estas empresas patrocinen a celebridades o atletas. Por el contrario, no ponen trabas Alemania, Francia y, especialmente, Inglaterra, donde apostar es una actividad arraigada en la sociedad. En la Premier, el 60% de los equipos juegan con la publicidad de una casa de apuestas en su camiseta. Alguno de ellos hasta tiene acuerdos comerciales con más de una. La propia patronal de clubes británica cuenta con un sponsor que aporta 46,7 millones de euros anuales.

 El sector del juego se gastó 123,7 millones en publicidad en los medios, ya hay voces que calculan que las pérdidas pueden llegar hasta los 150 millones anuales

El sector del juego ha mostrado su malestar por la aprobación de esta ley, haciendo especial hincapié en dos aspectos: por un lado, en la discriminación que sufren, en su opinión, respecto al juego público, que representan las Loterías y Apuestas del Estado y la ONCE. Y es que ambas podrán realizar comunicaciones publicitarias y de imagen, patrocinio y promoción en cualquier franja horaria. La explicación que da el Gobierno para hacer esa distinción es que Loterías es una sociedad estatal y la ONCE una corporación de derecho público sin ánimo de lucro, que destina parte de sus ingresos a fines sociales. En cualquier caso, sí deberán cumplir con la normativa en cuanto a no recurrir a personajes famosos para sus campañas. Además, los operadores de apuestas consideran que con esta nueva regulación se fomenta el mercado negro en empresas no legales en España, mientras que ellos generan 1.600 millones en impuestos.

“Hay empresas que van a perder mucho dinero con esto”, reconoció Garzón. Uno de los ámbitos más perjudicados va a ser el de los medios de comunicación. Teniendo en cuenta que en los nueve primeros meses de 2019, el sector del juego se gastó 123,7 millones en publicidad en los medios, ya hay voces que calculan que las pérdidas pueden llegar hasta los 150 millones de euros anuales. Raro es el programa deportivo, de radio o televisión, que no cuenta en cada emisión con numerosos anuncios que incitan a apostar en los partidos, utilizando para ello en numerosas ocasiones a los propios locutores. La Asociación de Medios de Información (AMI) no ha dudado en calificar de “desproporcionada” la prohibición de publicidad del juego, ya que la inversión del sector en las cabeceras de prensa deportivas puede rozar el 50% de los ingresos de estas publicaciones, por lo que avisa que está en riesgo la "sostenibilidad económica de los medios deportivos en España".

Ninguna de estas circunstancias parece que vaya a cambiar la hoja de ruta del Gobierno, que como señala Garzón, tiene claro cuál es la prioridad: “estamos ante un problema de salud pública y hay que intervenir”.

 

Luchar contra la ludopatía e impulsar modelos de ocio y consumo saludables. Ese importante fin ha sido el que ha llevado al Gobierno a desarrollar una ley que prohíbe que las casas de apuestas online sigan utilizando el deporte como vía para promocionarse. Una trascendente decisión que pretende evitar la...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Ricardo Uribarri

Periodista. Empezó a cubrir la información del Atleti hace más de 20 años y ha pasado por medios como Claro, Radio 16, Época, Vía Digital, Marca y Bez. Actualmente colabora con XL Semanal y se quita el mono de micrófono en Onda Madrid.

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí