1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

La ‘batalla’ perdida por el FMI

La candidatura de Nadia Calviño no cuenta con el apoyo internacional necesario para dirigir la entidad. Rodrigo Rato lo consiguió en 2004 por las relaciones de José María Aznar con George W. Bush y Tony Blair

Ernesto Ekaizer 31/07/2019

<p>Nadia Calviño, ministra de Economía. </p>

Nadia Calviño, ministra de Economía. 

LA SEXTA

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

CTXT se financia en un 40% con aportaciones de sus suscriptoras y suscriptores. Esas contribuciones nos permiten no depender de la publicidad, y blindar nuestra independencia. Y así, la gente que no puede pagar puede leer la revista en abierto. Si puedes permitirte aportar 50 euros anuales, pincha en agora.ctxt.es. Gracias.

La ministra Nadia Calviño se ha caído, extraoficialmente, de la lista de candidatos que optan a ser la propuesta única de la Unión Europea (UE) para el puesto vacante de director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI). 

Los cinco candidatos que forman parte de las negociaciones que coordina el ministro francés de Finanzas, Bruno Le Maire, son el portugués Mário Centeno, presidente del Eurogrupo; el holandés Jeroen Dijsselbloem, expresidente del Eurogrupo, Nadia Calviño, ministra de Economía de España; Olli Rehn, expresidente del Eurogrupo y presidente del Banco Central de Finlandia y la búlgara Kristalina Georgieva, consejera delegada del Banco Mundial desde 2017.

Y aunque las gestiones siguen, es un secreto a voces en Bruselas y Fráncfort que la candidata española no tenía posibilidades de competir.

No es extraño. En materia de currículum, los cuatro rivales de Calviño exhiben una experiencia de gestión imbatible. Y está el aspecto político, las relaciones políticas internacionales.

Fue la personalidad de Rodrigo Rato, en su calidad de vicepresidente económico durante ocho años del gobierno de José María Aznar y miembro del Eurogrupo, lo que le permitió alzarse en 2004 con la candidatura europea al puesto de director gerente del FMI ante la renuncia anticipada de Horst Köhler a dicho puesto para asumir el cargo de presidente de Alemania. Pero no es menos cierto que para zanjar la operación hacía falta el apoyo del Reino Unido y de Estados Unidos.

La historia se remonta a la tarde del viernes 29 de agosto de 2003. Aznar hizo los contactos telefónicos para reunir al día siguiente, en una comida en La Moncloa, a Javier Arenas, secretario general del Partido Popular, y a los tres candidatos a sucederle: Mariano Rajoy, Rodrigo Rato y Jaime Mayor Oreja. Aznar miró a Arenas y le señaló que había decidido. Rajoy era su sucesor.

Rato señaló que era una muy buena decisión y que era muy acertado resolver el asunto de la sucesión sin dar tiempo a que se creara una situación de incertidumbre en el partido. Tanto Arenas como Mayor Oreja expresaron su aprobación a la celeridad de la decisión. 

Recuerda Aznar en sus memorias que al terminar el almuerzo, le pidió a Rato que se quedara un momento. “Quería tener un gesto de deferencia hacia él. Entonces me volvió a decir: “Pues ahora hubiese querido”. Aznar añade: “Yo sabía que él quería. Lo sabía entonces y lo supe en el momento de tomar la decisión. Sin embargo, después de una reflexión larga y profunda, había llegado a la conclusión de que elegir a Mariano en lugar de a Rodrigo tenía más ventajas que inconvenientes”.

Unos días más tarde, cuando se supo la noticia de que Rajoy era el sucesor y reemplazaba a Aznar como secretario general del Partido Popular, un anuncio procedente de Berlín tendría una influencia notable en el destino de Rato. Fue el 5 de septiembre de 2003. El presidente de Alemania, Johannes Rau, informaba de que no se presentaría a la reelección como jefe de Estado en la votación de la Asamblea Federal, prevista para mayo de 2004.

Según Aznar, que no ha mencionado las circunstancias de Alemania, poco después de la conversación del sábado 30 de agosto tuvo un nuevo encuentro con Rato. 

“La designación de Rajoy obligó a Rato a reflexionar sobre su futuro y a rehacer sus planes. Poco después de nuestra comida en la Moncloa, me pidió ayuda para optar a un puesto de gran relevancia económica y política: la dirección del Fondo Monetario Internacional. Era una apuesta complicada… En cuanto Rodrigo me lo pidió, me puse manos a la obra y comencé a recabar apoyos para su candidatura. Lo hice con mucho gusto. Llamé personalmente a cuatro personas: George Bush, Tony Blair, Jacques Chirac y Gerhard Schroeder. De los cuatro, los realmente determinantes, por su peso y capacidad de influencia, eran Bush y Blair. A ellos les pedí de manera especial que respaldasen a Rato. La respuesta de ambos fue incondicionalmente positiva: me aseguraron un apoyo cerrado para Rato y se lo dieron, incluso después de que perdiéramos las elecciones [del 14 de marzo de 2004]”.

Por tanto, la candidatura de Rato movilizaba, según el relato del expresidente de Gobierno, al mismísimo trío de las Azores en la invasión y guerra de Irak de marzo de 2003.

La noticia de que Rau no se presentaría a su reelección en mayo de 2004 por sí sola difícilmente podía servir para poner en marcha a Rato hacia su destino. Pero ya se conocía en aquellas fechas que los liberales alemanes comandados por su jefe, Guido Westerwelle, y los conservadores del CDU, intentarían colocar en la presidencia a su candidato en sustitución del socialdemócrata Rau. 

El nombre de Hörst Kohler, director gerente del FMI, todavía no había aflorado. 

Y aunque Rato ya estaba encaminado hacia el FMI fue designado como número dos en las listas del PP por Madrid, después de Rajoy, para las elecciones del 14 de marzo de 2004. 

Ahora bien, lo que unía a Aznar con Bush y Blair era al mismo tiempo lo que le separaba de Chirac y Schroeder: la guerra de Irak. Chirac, por su parte, apoyaba la candidatura de Jean Lemierre, quien se debatía en aquellas fechas por renovar su puesto, en el mes de abril, como presidente del Banco Europeo para la Reconstrucción y el Desarrollo (BERD) o saltar a la dirección del FMI.

Pero Rato tenía otra carta en la mano: su relación personal con Gordon Brown, ministro del Tesoro del Reino Unido, y presidente del Comité Monetario y Financiero Internacional, órgano de gobierno del FMI.

Kohler anuncia, finalmente, el 4 de marzo de 2003, su decisión de abandonar el FMI para ser candidato a la presidencia de Alemania. Y Rato ya estaba en la pista: contaba con las gestiones de Aznar y con el respaldo del futuro gobierno de España que por aquellos días, se descontaba, sería presidido por Rajoy. 

El 9 de marzo, en la reunión de los ministros de Economía europeos, el Ecofin, Rato obtiene la candidatura oficial. Gordon Brown juega un papel importante en el cónclave.

El 11 de marzo de 2004 llega la masacre terrorista fundamentalista islámica de Madrid y el 14 de marzo de 2004 José Luis Rodríguez Zapatero gana las elecciones generales. 

Ahora Rato tiene dos nuevos problemas: superar la derrota del PP, que ya no gobierna en España, y la promesa de Zapatero de retirar las tropas españolas de Irak.

Rato no solo es ahora un candidato sin gobierno que de momento le apoye, sino que el presidente de ese nuevo gobierno va a cumplir en las próximas fechas su propuesta electoral estrella: la retirada de tropas de Irak. El candidato del trío de las Azores, por así decir, se encuentra con obstáculos al parecer insalvables.

Miguel Sebastián, candidato a ministro de Economía que finalmente declinará el ofrecimiento de Zapatero, aconseja al presidente salir en apoyo de la candidatura de Rato. El 16 de marzo Zapatero se lo comunica a Rato personalmente y un día después anuncia públicamente que el candidato cuenta con su apoyo y que ha dado instrucciones para aclarar esa posición favorable ante los gobiernos europeos.

En Francia aparece la luz al final del túnel. El nuevo ministro de Economía, Nicolas Sarkozy, está dispuesto a considerar el apoyo a Rato una vez que hay consenso europeo sobre su candidatura. Rato mantiene una conversación con el ministro francés.

Y así el principal rival, Lemierre, optará por un segundo mandato en el BERD. La fecha para ser reelegido es el 19 de abril, ocasión en la que acudirán al acto en Londres los ministros europeos de Finanzas. Allí, también, estará el secretario de Estado de Economía, el número dos de Rato. Su nombre: Luis de Guindos.

Pero dos días antes, el 17 de abril, está previsto en Madrid la toma de posesión del presidente del Gobierno Zapatero. Y un día más tarde, el 18 de abril, el presidente anuncia la retirada de las tropas de Irak.

De modo que en un ambiente cargado, Rato y De Guindos pulsan, el 19 de abril, la temperatura en Londres.

El presidente del Eurogrupo, el irlandés Charlie McCreevy, coge a De Guindos y le susurra. 

   –Aznar tiene que hablar con Bush. Tenemos un problema y solo Bush es quien decide…

De Guindos, pues, informa a Rato de que la retirada de las tropas es un escollo importante que se interpone en su candidatura al FMI.

Aznar, por su parte, sigue en la brecha. En su diario anota una entrada el 7 de abril de 2004:

“Me estoy ocupando de la candidatura de Rodrigo al FMI. Se lo merece, el cargo le viene como anillo al dedo. La Casa Blanca lo apoya con entusiasmo. Hoy he hablado con Koizumi, el primer ministro de Japón, que ha estado receptivo, y esta tarde hablaré con Putin, con el que supongo que habrá más dificultades”. Y el 8 de abril anota: “Ayer por la tarde hablé con Putin. Me despedí. Le hice testimonio de amistad y le pedí apoyo para Rodrigo. Como suponía tiene un acuerdo con el francés”.

Aznar seguirá hasta conseguirlo. El 4 de mayo de 2004, el directorio ejecutivo del FMI nombraba director gerente a Rato en sustitución de Horst Köhler.

“Quizá por eso –reflexiona en sus memorias– me costó comprender la posterior reacción de Rodrigo. Yo era consciente de su decepción ante el desenlace de la sucesión y sabía que, después de tantos años de amistad, nuestra relación ya no sería la misma. Sin embargo, no esperaba que Rodrigo pusiese una distancia tan grande desde tan pronto. Yo le llamaba para interesarme por el buen desarrollo de nuestras gestiones para lograr su nombramiento al frente del FMI, pero él a mí no me llamaba para contarme nada. La constatación de que se había abierto una brecha se produjo con motivo de la primera visita que Rodrigo realizó a España ya como director gerente del FMI, en la que se citó con una amplia representación del mundo político y económico español. A mí no me llamó”

Rato anunciará “por razones personales” su renuncia a ser director gerente del FMI el 27 de  junio de 2007 con vigencia desde noviembre de dicho año. Su sucesor será el economista y exministro francés Dominique Strauss-Kahn…

CTXT se financia en un 40% con aportaciones de sus suscriptoras y suscriptores. Esas contribuciones nos permiten no depender de la publicidad, y blindar nuestra independencia. Y así, la gente que no puede pagar...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

1 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. Cepuy

    "Aznar llamó personalmente a Bush, Blair, Chirac y Shroeder", vamos lo mismito que puede hace Sánchez hora con sus homónimos. Claro que entonces éramos alguien y ahora, pues no hay más que ver el curriculum de la portavoz del PSOE y el del Presidente. Después dirán que ningún tiempo pasado fue mejor.

    Hace 2 años 4 meses

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí