1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Tribuna

El disputado voto del señor Relato

Los votantes del PSOE y de UP no perdonarán/perdonaremos esta partida de Cluedo. Nos da igual quién puso más y quién menos, nos da igual quién va a retrotraernos al vértigo de abril, cuando Colón parecía el ensayo de un espeluznante consejo de ministros

Xandru Fernández 25/07/2019

<p>Pablo Iglesias y Pedro Sánchez en las negociaciones.</p>

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez en las negociaciones.

J. R. Mora

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

CTXT se financia en un 40% con aportaciones de sus suscriptoras y suscriptores. Esas contribuciones nos permiten no depender de la publicidad, y blindar nuestra independencia. Y así, la gente que no puede pagar puede leer la revista en abierto. Si puedes permitirte aportar 50 euros anuales, pincha en agora.ctxt.es. Gracias.

El 25 de julio de 2019, a las 13:24, mientras Santiago Abascal recibía por WhatsApp las últimas felicitaciones por su santo y las primeras por tener tan a huevo lo de ser, por fin, ministro del Santo Oficio en una España renacida, la diputada de Unidas Podemos Irene Montero votaba “no” a la investidura del candidato Pedro Sánchez. Montero había solicitado el voto telemático y la presidenta del Congreso le había autorizado posponerlo hasta una hora antes de la votación oficial, por si las filtraciones. Evidentemente, filtraciones las hay, pero ya es tarde para que condicionen algo: a las 14:25, todo el mundo sabe cuál ha sido el voto de Montero y nadie espera que los 41 diputados restantes de Unidas Podemos voten otra cosa, aunque tampoco se descarta que se abstengan en el último minuto, como ya ocurrió dos días antes, toda vez que el resultado final vendría a ser el mismo.

En toda esta presunta negociación ha habido, desde el principio, una impostura de fondo, como un bajo continuo barroco: la presunción de que dos partidos políticos pueden intentar gobernar juntos sin programa de gobierno, como si se repartieran las literas de un albergue

Llega el momento de votar. Con estupor, periodistas, diputados y candidatos a la presidencia del gobierno de España escuchan el primer “sí” de boca de Enrique Santiago, primer diputado de Unidas Podemos en emitir su voto. En la Zarzuela se hace un silencio sepulcral, roto tan solo por el rugido de una cisterna unos minutos más tarde. Los diputados del PSOE se tambalean un poco antes de votar, dudan, y con razón: ¿deberían votar “no” a su propio candidato? A Gabriel Rufián se le escapa un poco la risa al votar “sí”, es una risa Maginot, por unos momentos recuerda al Gabriel Rufián de la legislatura anterior. Finalmente se hace el recuento. Pedro Sánchez cruza los dedos: haz que pase. Haz que pase... pronto. Y pasa. Pedro Sánchez es investido presidente de un gobierno monista, monocolor y monomando... ¡con el voto favorable de Unidas Podemos –salvo por el voto/jugada de despiste de Montero–, PRC, PNV, Compromís, Bildu y Esquerra Republicana de Catalunya!

A las 16:00 hora zulú, Iván Redondo es despedido.

Pedro Sánchez ha ganado la presidencia del Gobierno pero ha perdido, como se viene diciendo en los últimos días, el relato. Si todos los huevos de la negociación estaban puestos en la cesta “machacar a Podemos para que no puedan votar a favor y así llegar a unas nuevas elecciones acusándolos de ser los responsables de que la derecha pueda ganar”, Pablo Iglesias y los suyos acaban de sentarse encima de ella. El PSOE se queda sin tortilla. No es imposible, pero tampoco les resultará fácil armar un “relato” consistente cuando, dentro de unos meses, se enfrenten al bloqueo parlamentario de los que podrían ser sus compañeros de gobierno. Cierto, han ofrecido cosas, han dejado claro que tener a Iglesias en el gobierno es tan peligroso como que gobierne Casado directamente, han supuesto que un adelanto electoral con Podemos de culpable es preferible a un adelanto electoral con el PSOE de culpable de haber metido a Podemos en el gobierno... El PSOE sabe quién paga. Lo que no está claro es que lo sepa Iglesias. El PSOE ha jugado la carta de que Iglesias no sabe quién paga ni lo que se juega, y ha perdido.

Unidas Podemos se metió en una negociación que no podía ganar. No había ninguna posibilidad de romper el gobierno de un Estado tan voluminoso y complejo como el español en dos compartimentos estancos y asumir la gestión de uno de ellos dejando la del otro en manos de quien consideras tu adversario y, por momentos, tu enemigo. No había tampoco posibilidad de que el PSOE enterrara su agenda para comprar la de Unidas Podemos, ni la había de que Unidas Podemos pudiera renunciar a todo a cambio de unos sillones, aunque esta última pareciera más verosímil (de hecho, a Iglesias solo le quedó cortarse la coleta en sentido literal). Si algo tienen claro en el PSOE es que pueden expulsarles del gobierno, pero nunca les expulsarán embistiendo desde la izquierda: el PSOE ha impuesto históricamente su condición de muralla izquierda del régimen constitucional español y ahí piensa quedarse, caiga quien caiga: ni el PCE ni Izquierda Unida ni Podemos ni nadie les desalojará de ese no-lugar tan estratégico como inaprehensible y, por lo mismo, tan goloso políticamente. El juego estaba tan claro desde el principio que Unidas Podemos solo podía hacer lo que ha hecho: aprovechar para sacar a la luz un poco del verdadero aspecto de Pedro Sánchez, ese que no se ve cuando se pone los galones de “paremos a la ultraderecha”, y sentarse a esperar el momento de la votación.

El PSOE tampoco gana nada. Salvo que de aquí a septiembre consigan apañar un acuerdo de gobierno con Ciudadanos, cosa que ahora mismo no suena muy verosímil, rentabilizarán en unas nuevas elecciones toda la responsabilidad que han sabido atribuir a Unidas Podemos, pero no será suficiente

Como todo el mundo sabe, nada de lo anterior ha ocurrido finalmente. Iremos a septiembre, lo que quiere decir, más que probablemente, que volveremos a las urnas en noviembre. El PSOE ha ganado el relato y se lo puede quedar enterito para él. Unidas Podemos irá a unas nuevas elecciones que tiene perdidas con relato o sin él, tanto le da que le da lo mismo: la única posibilidad de recomponer su maltrecha estructura orgánica y su credibilidad de fuerza plebeya con opciones de gobierno pasaba por alargar lo más posible la legislatura recién empezada y cimentar un proyecto de Estado en un trabajo parlamentario sólido. Todo lo que sea enfrentarse a pecho descubierto con el PSOE en unas nuevas elecciones será perder el tiempo, la marca, el partido y el dichoso relato.

El PSOE tampoco gana nada. Salvo que de aquí a septiembre consigan apañar un acuerdo de gobierno con Ciudadanos, cosa que ahora mismo no suena muy verosímil, rentabilizarán en unas nuevas elecciones toda la responsabilidad que han sabido atribuir a Unidas Podemos, pero no será suficiente: seguirán necesitando a lo que quede de Unidas Podemos para formar gobierno, y no está claro que pulsar la alerta antifascista dos veces en un año vaya a funcionar. Lo mismo funciona al revés y entre PP y Ciudadanos te montan un España Suma y adiós muy buenas.

Me temo que los votantes del PSOE y de Unidas Podemos no perdonarán/perdonaremos esta partida de Cluedo veraniego. Nos da igual quién puso más y quién menos, nos da igual quién va a retrotraernos al vértigo del mes de abril, cuando la foto de Colón parecía el ensayo de un espeluznante consejo de ministros. En toda esta presunta negociación ha habido, desde el principio, una impostura de fondo, como un bajo continuo barroco: la presunción de que dos partidos políticos pueden intentar gobernar juntos sin programa de gobierno, como si se repartieran las plantas de un edificio o las literas de un albergue, instalados en ficciones e hipótesis fabulosas. Unos, con su soberbia de partido granítico, forjado en mil batallas, derramando displicencia por todos los poros del traje chaqueta, los otros enquistados en esa soberbia de últimos mohicanos con Telegram que todavía creen que es cuestión de aguantar el chaparrón, que da igual el volumen y el apoyo logístico con que cuente el adversario, que sin duda se vendrá abajo si uno muestra firmeza y determinación, política de coachings consumados. Quedará para la posteridad ese momento bochornoso en que, después de haber filtrado el PSOE una propuesta que sonaba a invento y a intoxicación informativa (que a lo mejor no lo era, pero olía como si lo fuera), Podemos “contraofertó” pidiendo (¿cómo se “oferta” una petición?) el Ministerio de Trabajo que ya había dicho el PSOE que jamás soltaría. A los más viejos del lugar les recordó a un gag presuntamente humorístico de Andrés Pajares en que la clienta de una cafetería, cada vez que el camarero le explicaba que no había magdalenas, modificaba su petición agregando, inasequible al desaliento, “y una magdalena”.

La magdalena, ese postre insustituible del humor televisivo y de la postpolítica española.

Autor >

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí