1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Aprender a vivir sin Diego Costa

Hasta mitad de febrero no podrá contar el Atleti con el delantero hispano-brasileño, una baja muy sensible para su gran valedor, Simeone

Ricardo Uribarri 12/12/2018

<p>Diego Costa, en un partido contra el Valladolid en su primera etapa con el Atlético de Madrid.</p>

Diego Costa, en un partido contra el Valladolid en su primera etapa con el Atlético de Madrid.

Ángel Gutiérrez / Club Atlético de Madrid

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

CTXT es un medio pequeño pero sus luchas son grandes. Necesitamos tu ayuda para seguir avanzando. Puedes suscribirte en agora.ctxt.es o hacer una donación aquí:

Quizá haya quién piense que después de que el Atleti metiera siete goles en los dos primeros partidos en los que no pudo contar con Diego Costa su ausencia durante los próximos dos meses y medio no tenía por qué notarse en exceso. Habrá quién viendo sus discretas estadísticas en 2018 considere que tampoco es tan importante su contribución al equipo. También hay quién asegura que será difícil que volvamos a ver su mejor versión, la que ofreció en la Liga del 2014. Sin embargo, pocas bajas, y mira que esta temporada las está teniendo de todos los colores, le provocan tanta desazón a Simeone como la del delantero hispano-brasileño. Él mejor que nadie sabe lo que aporta y lo que significa su presencia en el campo para sus compañeros y para los rivales.

Es cierto que desde que volviera a ponerse la camiseta colchonera el pasado 3 de enero en Lleida apenas ha podido meter 11 goles, una cifra escasa para un jugador de su nivel, aunque dos de ellos fueron muy valiosos al ser en la final de la Supercopa de Europa. El resto se reparten entre los cuatro marcados en la Liga, los dos de la Copa, uno en la Champions y dos en la Europa League. Pero también es verdad que pocas veces ha estado en plenitud física a causa de las lesiones, su auténtico caballo de batalla en el presente año. Ha acumulado hasta nueve, prácticamente a una por mes, siendo la mayoría de ellas por causas musculares, lo que ha limitado su presencia a 38 partidos. Justo la mitad de esa cifra, nada menos que 19, son los compromisos que se habrá perdido hasta el próximo parón de Navidad.

Desde hace tiempo venía arrastrando molestias en el pie izquierdo procedentes del quinto metatarsiano, un problema que ya le obligó a operarse hace 12 años y que viendo que le limitaban a la hora de jugar le ha llevado a pasar de nuevo por el quirófano hace unos días en Brasil, donde le han extraído el material de osteosíntesis que llevaba desde 2006 y le han reparado el tendón peroneo lateral corto. Total: entre ocho y nueve semanas de baja si todo va bien. Se espera que pueda regresar para cuando se reanude la Liga de Campeones, a mitad de febrero. Mientras tanto, el equipo tiene que aprender a vivir sin él. Y, como se pudo comprobar en el compromiso europeo en Brujas, donde muchos le echaron de menos, no será fácil. Sólo una posible ausencia de Griezmann o de Oblak tendría tanta trascendencia para los rojiblancos.

Para valorar la aportación de Costa no sólo hay que fijarse en sus números, que también, y él sabe que debe mejorarlos. Por sus características, es la pieza del puzle que mejor encaja en el sistema de juego atlético. Los hechos corroboran la afirmación. Después de su marcha al Chelsea en 2014, fueron pasando por esa misma posición los Mandzukic, Raúl Jiménez, Jackson Martínez, Vietto, Gameiro o el mismo Fernando Torres y ninguno hizo olvidar al de Lagarto, al que el club recuperó en cuanto que se puso a tiro a instancias de un Simeone que es su mayor valedor. No es de extrañar viendo que Costa ha estado en cuatro de los cinco últimos títulos ganados por el equipo (tan sólo la Supercopa de España 2014 llegó sin él). “Ya le dije al Cholo que si quería ganar títulos tenía que ficharme” comentó el delantero tras superar al Real Madrid este pasado verano en Tallin.

“Sin Costa nos costó mucho. Con él fuimos campeones de Liga en un año extraordinario, se fue, volvió y volvimos a salir campeones de Europa League y Supercopa de Europa con gran participación suya. Diego transmite miedo, da miedo a los rivales. Está claro que potencia nuestro ataque”. El técnico no puede ser más claro a la hora de explicar que significa tenerle en su equipo. No son sólo sus desmarques, su potencia, su capacidad para aguantar el balón cuando se lo envían en largo, sus disparos, su remate de cabeza… Es también lo que supone para el resto. Que se lo digan a Griezmann, que tras unos meses grises al inicio de la campaña pasada, revivió cuando empezaron a jugar juntos. Diego acapara tanta vigilancia de los defensores que permite al resto encontrar más opciones.

No tienen más que preguntar  a los rivales que Atleti les asusta más: con Costa o sin él. Estando él sobre el césped saben que no van a tener un momento de tranquilidad. Corre, lucha, incordia, discute, va a la batalla con todas las armas. Es de ese tipo de jugadores que se hace odioso para los contrarios, ya sean jugadores o aficionados, pero que es un líder para los suyos. No sólo Simeone sabe de su importancia. También sus compañeros de vestuario. Miren lo que dice Lucas Hernández de él: “Costa es fundamental para nosotros. Es una bestia y nos hace un bien increíble. Esa garra y esa mala leche para perseguir balones y con los rivales nos dan la vida”.

Diego ha decidido operarse en este momento buscando estar en plenitud para cuando vuelva la Champions y la Liga encare su recta final. Pero eso no quiere decir que este tramo de la temporada en el que va a estar ausente no sea importante. Hay que seguir sumando puntos para que el equipo se mantenga vivo en la lucha por la cabeza de la Liga y a la vuelta de Navidad van a venir todas las eliminatorias de la Copa del Rey, otra oportunidad de luchar por un título que no hay que despreciar. En el status en el que se ha colocado el Atleti, ya no hay partidos de trámite. Y esa exigencia de ganar, ganar, ganar y volver a ganar la afronta con la incógnita de cuál es la mejor solución para cubrir el hueco que ha dejado la lesión de la “pantera” rojiblanca.

En una encuesta que hicimos entre los seguidores de nuestra cuenta de Twitter @la_colchoneria tras conocerse la baja de Costa, la mayoría de los que participaron, un 47%, opinaron que el club debía fichar a otro delantero para reforzar esa posición. Un 33% prefirió votar porque sea Correa el que adelante su posición y forme pareja atacante con Griezmann. Y sólo el 20% estimó que la mejor opción es dar continuidad a Kalinic para que demuestre si tiene condiciones para ser titular. Pese a no estar contemplado como opción, también hubo varios seguidores que manifestaron su deseo de que se apostara por el canterano Borja Garcés, autor ya esta temporada de un gol con el primer equipo.

En los últimos días se ha especulado en los medios de comunicación con la posibilidad de que el Atleti estuviera interesado en la contratación del uruguayo Maxi Gómez, actual jugador del Celta. Por condiciones podría ser una buena opción pero en su contra juegan varios factores. La principal que el Atleti no tiene mucho margen de maniobra para incorporar a algún jugador de fuera a causa del límite salarial que le marca la Liga de Fútbol Profesional. Y traer a Maxi supondría tener que hacer un importante desembolso: tiene una cláusula de rescisión de 50 millones, que el club madrileño no podría afrontar en estos momentos. Aunque se lograra llegar a un acuerdo por una cantidad inferior, habría que añadir su ficha. Sólo si se diera salida a algún jugador, como el propio Kalinic o Gelson, que sirviera para recaudar un buen dinero, podría producirse una llegada. La pregunta es ¿compensaría traer a alguien a mitad de temporada que no conoce los sistemas de juego y que debería adaptarse en cuestión de días? Quizá cuando empiece a conseguirlo ya esté Costa de vuelta.

Por tanto la opción más realista parece la de apostar por lo que ya está en casa, tal y como pareció confirmar el Cholo hace unos días. “Hay que potenciar a los delanteros que tenemos.  Tenemos variantes. Están Kalinic, Correa, Gelson... cada uno con sus características. Vitolo puede jugar detrás de Griezmann, porque juega muy bien en espacios reducidos. Ojalá que Kalinic tenga continuidad, que Correa tenga precisión, que Gelson repita lo del partido de Sant Andreu... Son opciones. Buscaré lo mejor para cada partido, lo que más nos convenga”.

En los pocos momentos que había podido jugar Kalinic desde el comienzo de temporada no había demostrado grandes cosas, pero tras marcar en dos partidos consecutivos es posible que gane confianza y mantenga la racha, aunque la credibilidad de la afición en él es escasa. Sus características son distintas a las de Costa, se trata más de un rematador de área al primer toque. Eso implica que hay que servirle balones, no como el hispano-brasileño, que es capaz de fabricarse él sólo una jugada de ataque. Pero es un 9 puro y eso también es favorable para Griezmann, al permitirle jugar un poco más retrasado, donde puede encontrar más huecos y ser más dañino. Simeone ha sido claro respecto al croata. “Viene de un año difícil en el Milán. Está buscando su sitio dentro del equipo. No tengo compromiso con nadie. Me dejo llevar por lo que creo, por lo que siento y las sensaciones que transmiten ellos. Lo hizo bien contra el Sant Andreu y contra el Alavés y eso nos pone contentos porque le necesitamos”. Ese ‘le necesitamos’ es significativo.

Ya sabemos que Simeone es un técnico que le gusta mover sus piezas durante los partidos. Por eso, Kalinic puede ser una buena alternativa en los momentos en los que el Atleti sea más dominador del juego o cuando haya que abrir al marcador. Pero una vez que ocurra eso, o cuando el equipo se repliegue buscando sorprender a la contra, puede sacar a Correa de la banda acercándolo a Griezmann, que con espacios es más peligroso que si se encuentra enjaulado entre defensas como referencia más adelantada.

Al Cholo le han dejado sin su soldado más guerrero, sin una de las piezas más importantes de su tablero de ajedrez. Pero eso no significa que no tenga armas para que el equipo siga respondiendo a los retos que le vienen.  Hay que ponerlas en valor y esperar que ellas mismas reivindiquen su papel. Al menos hasta que en febrero tengan ese “gran refuerzo”, como lo denomina el técnico argentino, que será la vuelta de Costa. Pero hay que llegar en pie hasta entonces.

CTXT es un medio pequeño pero sus luchas son grandes. Necesitamos tu ayuda para seguir avanzando. Puedes suscribirte en agora.ctxt.es o hacer una donación...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Ricardo Uribarri

Periodista. Empezó a cubrir la información del Atleti hace más de 20 años y ha pasado por medios como Claro, Radio 16, Época, Vía Digital, Marca y Bez. Actualmente colabora con XL Semanal y se quita el mono de micrófono en Onda Madrid.

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí