1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

El Partido Laborista de Corbyn se prepara para gobernar

Muchos analistas consideran que gran parte del programa económico es incompatible con las normas europeas sobre competencia, por lo que si Reino Unido permanece en el mercado único europeo será imposible aplicarlo

Pablo Castaño 3/10/2018

<p>Jeremy Corbyn</p>

Jeremy Corbyn

Luis Grañena

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

CTXT es un medio financiado, en gran parte, por sus lectores. Puedes colaborar con tu aportación aquí.

“La austeridad hizo pagar la crisis financiera a los más pobres y vulnerables. El Partido Laborista va a cambiar esto. Por eso encontramos tanta resistencia, dentro y fuera del partido”. Con estas palabras comenzó Jeremy Corbyn su intervención en The World Transformed, el festival político  organizado en Liverpool, entre el 22 y el 25 de septiembre, por el movimiento corbynista Momentum, en paralelo al congreso anual del Partido Laborista.

El Jeremy Corbyn que vimos en Liverpool es una mezcla entre una vieja gloria del rock y un político veterano y sensato al que imaginas fácilmente al frente de un gobierno. El lado rockero queda claro cada vez que se sube a un escenario, recibido por el cántico que ya se ha convertido en el himno oficioso del Partido Laborista británico: “Oooh Jeremy Coooorbyn...”. Y la vertiente estadista aparece en cuanto se apagan los últimos aplausos y el sexagenario diputado toma la palabra. Erguido e inmóvil en el centro del escenario, el activista de mil causas desgrana su programa con una energía y una convicción apabullantes: “[Vamos a construir] una economía que utilice la tecnología para proteger el medio ambiente, para crear empleos pero también para compartir la riqueza en la sociedad en vez de concentrarla en las manos de unos pocos”.

El Jeremy Corbyn que vimos en Liverpool es una mezcla entre una vieja gloria del rock y un político veterano y sensato al que imaginas fácilmente al frente de un gobierno

La claridad de sus propuestas y una especie de anticarisma mezclado con una evidente sinceridad han sido claves en las hazañas electorales que ha protagonizado Jeremy Corbyn en los últimos años. En 2015 era un diputado raso, respetado en su circunscripción del norte de Londres y adorado por los numerosos movimientos sociales a los que apoyaba, pero desconocido para el gran público y despreciado por el establishment blairista del partido. Corbyn concurrió a las primarias con el objetivo de que hubiera una voz de izquierdas que desafiara el consenso neoliberal entonces dominante en la cúpula laborista. En ese momento, ganar no parecía una posibilidad. Pero empezó a suceder algo extraño: los mítines del viejo militante pacifista se llenaban cada vez más, las redes sociales empezaron a arder y decenas de miles de personas se unieron al Labour para votar por él. Acabó ganando con casi el 60% de los votos, una inesperada victoria que fue descrita como el vuelco más profundo en la política británica desde la Segunda Guerra Mundial. No fue el último.

Un año después, Corbyn tuvo que hacer frente al desafío de la derecha del partido y volvió a ganar, aún con más apoyo. En 2016, el año del referéndum sobre el Brexit, la cada vez más numerosa militancia laborista seguía enamorada de Corbyn, pero el partido estaba hundido en las encuestas, mientras que la primera ministra Theresa May seducía al electorado con su retórica desafiante hacia la Unión Europea. Las cosas le iban tan bien a May que decidió convocar elecciones anticipadas para junio de 2017, segura de que ampliaría su mayoría. Había subestimado la fuerza de la corbynmanía.

Con el eslogan populista “For the many, not the few” (“Para la mayoría, no para unos pocos”), el Partido Laborista consiguió una remontada electoral sin precedentes: empezó la campaña con 18 puntos de desventaja respecto a los conservadores y acabó a menos de tres. Como relatamos en CTXT, la filtración del programa económico diseñado por el ministro de Economía en la sombra y mano derecha de Corbyn, John McDonnell, fue clave en la remontada. May perdió la mayoría absoluta y, desde entonces, su Gobierno depende del ultraconservador Partido Unionista Democrático, de Irlanda del Norte.

El optimismo de los laboristas

“La última vez el resultado fue mejor de lo que preveía mucha gente” –relata Stephen, uno de los voluntarios que han participado en la organización de The World Transformed– “creo que si hubiese elecciones pronto, el resultado será otra vez mejor de lo esperado. Hay muchas posibilidades de que lleguemos al poder”, afirma convencido. El último año ha sido muy complicado para el gobierno pero también para el Labour. May ha tenido que hacer frente a las divisiones de los tories sobre el Brexit y no ha conseguido desatascar las negociaciones con la Unión Europea, pero Corbyn se ha enfrentado a su propio calvario: una amplia campaña de desprestigio que lo acusaba de antisemitismo, basada en las afirmaciones racistas de algunos militantes de su partido (que fueron expulsados).

El Brexit también supone un enorme quebradero de cabeza para los laboristas. “Es un tema tremendamente aburrido, a la vez que muy complicado e importante”, lamenta una joven corbynista que ha venido a Liverpool para asistir al festival, en medio de una acalorada discusión sobre cuál debe ser la posición de la izquierda del Labour sobre el Brexit. Un tercio de los votantes laboristas apoyó el Brexit, pero el resto votó por la permanencia de Reino Unido en la Unión Europea, lo que ha llevado a Corbyn a decantarse por una postura ambigua sobre el tema.

Además, numerosos analistas consideran que gran parte del programa económico de Corbyn  (que incluye nacionalizaciones e intervenciones masivas del Estado en la economía) es incompatible con las normas europeas sobre competencia, por lo que si Reino Unido permanece en el mercado único europeo, será imposible aplicarlo. Por otro lado, defender la repetición del referéndum sería percibido como un desprecio de la voluntad popular. A la espera del acuerdo (o ausencia de él) entre el Gobierno de May y la UE, el congreso laborista de Liverpool ha decidido no decidir: en su momento se considerarán “todas las opciones que están sobre la mesa”, dice la resolución aprobada.

El Brexit no ha sido la única cuestión tratada en The World Transformed: el festival de Momentum ha reunido a más de 6.000 participantes y cientos de intervinientes de 25 países. Políticos laboristas y de partidos aliados, periodistas, académicos y activistas se han dado cita en Liverpool para debatir sobre temas como cambio climático, Estado de bienestar, estrategias de movilización y alianzas con otros movimientos y partidos.

Jane es una de las asistentes. “Fui miembro del Labourdurante mucho tiempo pero me fui cuando Blair subió las tasas universitarias y volví cuando ganó Corbyn”, explica. “Este tipo de eventos es importante por dos razones. Primero, aprendes mucho. Además, hablas con gente de todo el mundo. Hablas con gente en las colas o alguien que está sentado a tu lado… ¡En Reino Unido eso no se hace mucho!”, dice entre risas. 

Cambiar el partido desde dentro

Formar a la militancia no es el único objetivo de Momentum. La organización, creada después de la elección de Corbyn en 2015, nació para apoyar al nuevo líder laborista frente a los ataques de la prensa y de la vieja guardia blairista. Uno de las principales batallas de Momentum, que cuenta con más de 40.000 miembros y una admirable capacidad de movilización, es conseguir que los militantes laboristas puedan elegir directamente a sus candidatos a las elecciones (ahora son seleccionados por un complicado sistema de compromisarios). Esta reforma debilitaría al grupo parlamentario, que sigue siendo el principal foco de resistencia interno al giro a la izquierda promovido por Corbyn, y reforzaría el poder de la militancia, mayoritariamente corbynista.

Momentum ha reunido más de 50.000 firmas para impulsar la selección directa por parte de la militancia de los candidatos a diputados, pero el congreso del partido lo ha rechazado

Momentum ha reunido más de 50.000 firmas para impulsar la selección directa por parte de la militancia de los candidatos a diputados, pero el congreso del partido lo ha rechazado. “Aunque no conseguimos todo lo esperado”, explica la portavoz Natasha Josette, “está claro que no hay vuelta atrás a la época en la que las bases de partido eran ignoradas. Momentum seguirá presionando para conseguir la selección directa y y para apoyar al Partido Laborista en la construcción de un Reino Unido más justo y democrático”.

El nuevo Reino Unido con el que sueñan Jeremy Corbyn y los suyos cada vez tiene contornos más precisos. El dúo Corbyn-McDonnell ha aprovechado el congreso de Liverpool para anunciar nuevas propuestas, saliendo al paso de quienes los acusan de querer volver a las recetas de la vieja socialdemocracia. “Las nacionalizaciones no serán una vuelta al pasado”, ha precisado McDonnell, “no queremos quitarle el poder a unos directores sin rostro para entregárselo a una oficina de Whitehall, cambiar un gestor lejano por otro”. En su lugar, trabajadores, usuarios y autoridades locales gestionarán los servicios públicos nacionalizados. Además, el ministro de Economía en la sombra ha anunciado que, si el Labour llega al gobierno, las grandes empresas deberán reservar un tercio de los asientos en sus consejos de administración al personal y se creará un fondo social financiado con dividendos para financiar servicios públicos y subir salarios.

Llegó a la cabeza de su partido por sorpresa hace solo tres años, pero Jeremy Corbyn parece convencido de que será el próximo primer ministro de Reino Unido. Solo espera una cosa: que las negociaciones del Brexit hagan caer el Gobierno de Theresa May y la primera ministra se vea obligada a convocar elecciones anticipadas, otra vez. “Lleguen cuando lleguen las elecciones generales, estamos preparados”, afirmó McDonnell en Liverpool, “preparados para hacer campaña por la victoria, preparados para gobernar, preparados para construir el futuro. Y estaremos orgullosos de llamar a ese futuro socialismo”.

Autor >

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí