1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Reseña

Política del resentimiento

Sobre el libro de Carlo Formenti ‘La variante populista. Lucha de clases en el neoliberalismo’

Juan Domingo Sánchez Estop 26/02/2018

Malagón

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

CTXT necesita un arreglo de chapa y pintura. Mejorar el diseño, la usabilidad… convertir nuestra revista en un medio más accesible. Con tu donación lo haremos posible este año. A cambio, tendrás acceso gratuito a El Saloncito durante un mes. Aporta aquí

El libro de Carlo Formenti, La variante populista. Lucha de clases en el neoliberalismo (Derive Approdi, 2016, traducción española…), es un intento por parte de su autor de saldar cuentas con la corriente operaísta y postoperaísta en la que se formó. El propio título, la variante populista, resuena a la denominación variante impazzita (variante enloquecida) con la que a finales de los setenta se denominó a los grupos armados procedentes de los ambientes de la autonomía obrera. Naturalmente, no se trata de reproducir con la variante populista los sangrientos disparates que contribuyeron a acabar con el largo mayo italiano, pero sí, de algún modo, de señalar que estamos ante una variante, una deriva del campo de la autonomía que intenta abordar otro terreno teórico y estratégico, como hiciera Laclau hace más de cuarenta años cuando optó por situarse en el postmarxismo. Aquí estaríamos ante un pospostoperaísmo. Para Formenti este proceder se hace necesario dado el callejón sin salida en que se encuentran los movimientos sociales que intentaron en distintos puntos del planeta responder a la crisis de 2008 y, a más largo plazo aún, los distintos espacios herederos de la autonomía de los 60-70 y aun la izquierda tradicional socialdemócrata o eurocomunista. Frente a la crisis generalizada de una izquierda incapaz de hacer política de manera efectiva en el neoliberalismo, Formenti plantea una enmienda a la totalidad de los planteamientos de las izquierdas y se lanza a la defensa del populismo como único método posible para concebir un exterior del capitalismo neoliberal que haga posible combatirlo.

El problema central del libro es la búsqueda de un exterior al sistema neoliberal. Formenti describe en tonos dantescos el poder del régimen de producción en que vivimos en un capítulo de elocuente título: Los dientes del capital. Estos dientes con los que el capital nos apresa son los mecanismos  de poder de un capitalismo financiarizado. Inspirándose en la descripción del neoliberalismo realizada por Dardot y Laval en La nueva razón del mundo, se propone Formenti mostrar cómo la instauración del régimen neoliberal es el resultado de una “guerra de clase desde arriba” que ha liquidado la vieja sociedad fordista basada en la negociación y los derechos. El capitalismo hoy se presenta como un poder ilimitado, un poder que no negocia sino que evalúa las distintas prácticas privadas y públicas, productivas o de cualquier otro tipo de los sujetos, llegando a producir un tipo específico de subjetividad perfectamente adaptado a sus exigencias. El capitalismo se convierte así en un régimen total, incluso totalitario, carente de exterior. La propia política está sometida a un régimen sistemático de desdemocratización que elimina todo margen efectivo de resistencia al poder del capital financiero. La encarnación institucional de la desdemocratización sería un sistema de instituciones europeas concebidas para hacer imposible cualquier desviación respecto de las pautas de la disciplina neoliberal. La UE es así, para Formenti, el enemigo.

Emmanuel Rodríguez ya ha comentado el libro de Formenti en sus distintos aspectos con bastante exhaustividad, dando lugar a un polémico cruce de artículos entre reseñador y autor. No entraremos aquí en una discusión pormenorizada con las tesis del libro, sino que nos limitaremos a abordarlo desde un punto de vista filosófico. Este abordaje se justifica por el hecho de que en el libro de Formenti no solo está en juego una posición política sino una posición teórica en materia de análisis social y político y una posición filosófica que fundamenta la teoría y la propia política. Se trata de una posición no tematizada, implícita en la polémica con otras posiciones y, muy concretamente con el spinozismo de Antonio Negri. Podemos resumir la postura de Formenti de la siguiente manera: dado que el operaísmo y el postoperaismo han pensado la resistencia al capitalismo y las perspectivas de transformación social como un proceso inmanente a una ontología social dominada por el propio capital, han acabado coincidiendo con las posturas neoliberales que niegan toda posible salida del orden capitalista. Por consiguiente, es necesario encontrar un exterior del orden capitalista que permita transformarlo, pues la capacidad de las clases obreras occidentales para desafiar el sistema es inexistente : la clase “en sí” debe verse reforzada por un para sí procedente del exterior, trascendente a la clase y a la propia relación capital en la que esta se encuentra presa. 

Este exterior se busca en distintos lugares, como los procesos “progresistas” de los países periféricos, las comunidades tradicionales y, por encima de todo ello, el propio Estado definido por sus atributos de soberanía nacional y popular.

La búsqueda de ese exterior remite en parte a la obra de Ernesto Laclau quien afirma la necesidad de crear el antagonismo dando a las “posiciones de sujeto” propias de las relaciones de clase un suplemento político que solo puede proceder de una construcción de hegemonía que politice las demandas sociales relacionándolas con un significante vacío capaz de representarlas y ponerlas en equivalencia. Sin la trascendencia del significante vacío no hay antagonismo, pues el antagonismo social nunca es espontáneo sino siempre derivado de una construcción hegemónica en la esfera política. Sin embargo, Formenti, rechazará la posición de Laclau por exageradamente abstracta y propondrá un retorno a Gramsci pensado desde la autonomía de lo político. Esto permite a Formenti mantener cierta vinculación firme entre política y antagonismo social, afirmando, con todo la necesidad de unas instancias de liderazgo y representación que se manifiestan como relativamente exteriores a la lucha de clases. El exterior teórico que intenta pensar Formenti tiene una geografía mítica que apunta hacia el continente sudamericano, a los gobiernos bolivarianos y progresistas y a las comunidades indígenas. De los gobiernos se critican las debilidades e inconsecuencias, pero se evita ver lo que podría constituir el principal punto débil de estos procesos: su falta de visión y capacidad estratégica derivada de su incapacidad de reconocer como objetivo de su acción la transformación de las relaciones sociales de producción. Este límite del populismo tanto teórico (Laclau) como gubernamental es pasado por alto y solo se critica a los progresismos por su incapacidad de desconectarse del mercado mundial y de sus diversos flujos recreando comunidades nacionales soberanas. La forma más acabada de la trascendencia al orden capitalista se busca en unas comunidades indígenas que, con gran ingenuidad, ve Formenti como democráticas e igualitarias, obviando las férreas estructuras patriarcales que las rigen.

Habiendo decretado la impotencia de cuanto está dentro del capitalismo para liberarse de él, Formenti se ve obligado a buscar la salvación en poderes trascendentes como el del Estado o en espacios utópicos fuertemente idealizados. Con ello opera un retorno al viejo pesimismo antropológico que fundaba la necesidad del orden político en el pecado original y solo consideraba posible una salvación operada por la gracia de un Dios trascendente. Formenti opta por ese imaginario teológico-político al confundir toda concepción inmanentista del poder con una forma de totalitarismo. El poder es para Formenti algo que viene de arriba a abajo, como esa extraña lucha de clases desde arriba que funda el orden neoliberal sin resistencia ni acción alguna de un abajo. El poder aparece así como una realidad trascendente a la sociedad y no como una relación. Cuando el poder se piensa como relación todo cambia, pues el propio poder se convierte, como nos enseña Michel Foucault en una acción sobre otra acción. El dominado no es nunca pasivo ni puede serlo, pues la existencia misma del poder como tal depende de que exista la potencia del dominado. El poder, según la expresión de Spinoza, no es nunca trascendencia a la multitud social sino “potencia de la multitud”. Quien ostenta el poder solo lo tiene, por consiguiente, en virtud de una correlación de fuerzas interna a la propia potencia de la multitud. Quien no atienda a esto por considerar pasivos y, en cierto modo impuros, a quienes están dentro de una relación de poder en posición de dominados, se verá obligado a considerar a los seres humanos no como son sino como, a su juicio, deberían ser, esto es a imponerles una naturaleza mejor mediante la fuerza o simplemente a soñar con islas de utopía.

No es extraño, por concluir que Formenti reivindique para sí la comunidad del rencor: “la comunidad de los perdedores de la globalización […] que alimenta la rabia populista”.  Una comunidad que no se funda en su propia potencia sino en su propio odio a sí misma y a un mundo al que se ve ajena. Esta comunidad reivindica un poder por encima de ella, que la aparte de sí misma y del mundo, imponiendo límites a los flujos materiales y de personas, reconquistando “su soberanía nacional” según el modelo –supuesto– del MAS boliviano. Nos encontramos ante un doble más allá, geográfico y político, un más allá de la distancia geográfica de la utopía, pero también de la trascendencia del poder. Todo intento de negar o despreciar la realidad efectiva (la realtà effettuale de Maquiavelo) es acto de resentimiento y de odio al mundo. Algo, por lo demás, tal como nos lo mostró Nietzsche, consustancial a la historia de muchos socialismos. Hasta ahora era raro que esto se explicitase tan claramente, de manera tan involuntariamente nietzscheana, como en el texto de Formenti.

CTXT necesita un arreglo de chapa y pintura. Mejorar el diseño, la usabilidad… convertir nuestra revista en un medio más accesible. Con tu donación lo haremos posible este año. A cambio, tendrás acceso gratuito a El...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Juan Domingo Sánchez Estop

Es Escritor y filósofo independiente. Colabora con el Centre de philosophie de la ULB en Bruselas. Traductor de la correspondencia de Spinoza al español (Hiperión, 1986) y autor de numerosas publicaciones sobre Spinoza, Althusser y el materialismo. Es miembro del consejo de redacción de las revistas Décalages y Demarcaciones. Autor de La dominación liberal-Ensayo sobre el liberalismo como dispositivo de poder (Ciempozuelos, Tierradenadie, 2013, La Habana, Ciencias Sociales, 2015). Ex-miembro del círculo Podemos-Bélgica."

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí