1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

CICLISMO A DISTANCIA

Froome, el único que quiere ganar el Tour

Sergio Palomonte 13/07/2016

<p>Chris Froome en la Vuelta Andalucía 2015.</p>

Chris Froome en la Vuelta Andalucía 2015.

Wikipedia

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

En la salida del Tour Quintana declaraba querer ganar la carrera, que dos segundos puestos ya eran suficientes, y que llegaba muy bien a la prueba francesa. Las declaraciones normales en un aspirante, y las declaraciones normales de un deportista en un evento hipermediatizado, y donde cualquier opinión expresada con sinceridad natural corre el riesgo de convertirse en titular, en objeto de explicaciones continuas y en un quebradero de cabeza añadido.

Mejor ir por el guión pautado de "son once contra once" o "no hay rival pequeño", en sus equivalentes ciclistas, que decir de entrada que el plan de Quintana y su equipo es esperar hasta el último momento, no aprovechar ninguna oportunidad en las dos semanas antes de los Alpes y  llevar al supuesto gregario Valverde muy cerca de la cabeza. Todas ellas opciones difícilmente compatibles con querer ganar el Tour, algo a lo que se ha dedicado Froome en los escenarios que se han planteado.

Esta siendo un Tour extraño, donde se ha transitado por los Pirineos sin ningún ataque de entidad, y con unas diferencias entre favoritos rayanas en el ridículo, como apenas 1´ de diferencia entre los diez primeros de la general: es la consecuencia directa de no incluir un prólogo o una crono antes de la montaña. Se pensaba que así llegarían todos igualados a la montaña, y que los escaladores atacarían, atraídos por la cercanía del liderato, atraídos por un Tour en el que no habían perdido tiempo en el llano o en las caídas de los primeros días.

Un Tour tan raro que en la primera etapa de montaña, apenas una subida al Aspin y descenso final, el pelotón dejó ir fugado al líder de la carrera, el especialista en carreras de un día Van Avermaet, que logró incrementar su ventaja en la clasificación general hasta casi los 6´, la mayor diferencia de este tipo en varias décadas a esas alturas de la carrera. Se pensaba, vista su solvencia, que aguantaría incluso la etapa del día siguiente, después de que los corredores británicos hubiesen logrado cuatro de las siete primeras etapas disputadas.

Lo cierto es que el belga se descolgó en la primera de las ascensiones, nada menos que el Tourmalet. No se subió muy rápido, y lo más destacado es que coronaron hasta ocho de los nueve corredores del Sky, y algunos menos del Movistar. Los equipos de Froome y Quintana trabajan al unísono cuando se trata de controlar la carrera y de mantener el ritmo, produciendo una sensación de competición adulterada.

Ya lo habían hecho el día anterior subiendo el Aspin, pero la cosa alcanzó extremos de pasteleo en la subida a Val Louron, la misma en la que Miguel Indurain logró su primer maillot amarillo en 1991. Al inicio de la misma Poels, el valioso gregario de Froome, tuvo un problema mecánico, mientras en cabeza tiraba Ion Izagirre del Movistar. El corredor guipuzcoano aflojó el ritmo para que el holandés pudiese reincoporarse al preciso mecanismo de relojería de los relevos del Sky, en vez de hacer saltar por los aires esa estrategia de contención y optar por algo que diese frutos para su líder Quintana.

El último puerto era el Peyresourde, y el colombiano Henao del Sky intentó algún salto a 3 km. de coronar, en unas refriegas que no llevaban a nada. Justo en el momento de coronar, y cuando ya solo quedaba un descenso muy rápido y nada complicado hasta la meta, atacó Froome. Nadie se lo esperaba, pero si alguien se lo tenía que esperar era Quintana. Tanto buscar el marcaje hombre a hombre o la colaboración entre equipos que deberían ser rivales para llevar la carrera controlada hasta el duelo uno a uno, y el vigente campeón pilla al aspirante completamente desprevenido.

Además, reaccionó tarde y mal. En vez de lanzarse en pos del británico, esperó a que Valverde entrase de nuevo en el grupo, y en ese intervalo Froome ya se había ido. En un descenso que recordaba el de Pedro Delgado en el Tour 1983, llegó incluso a pedalear sentado en el tubo horizontal de su bicicleta, y se rumorea que había montado un plato grande con algún diente de más para aprovechar el descenso. Fue algo perfectamente planificado, y el tiempo logrado era mucho más que los 13" en meta más 10" de bonificación por ganar la etapa. Hasta entonces, Froome y Quintana iban empatados en tiempo en la general. Desde entonces, el jefe de la carrera era Froome. Eso es más que 23".

En el ciclismo anteriormente existente, un corredor con aspiraciones de ganar hubiese aprovechado la jornada del día siguiente, un carrusel pirenaico entre Lérida y Andorra, pero no pasó nada. Absolutamente nada, lo que dice poquísimo a favor de este deporte, y más cuando podía haber pasado de todo. De salida, Movistar metió en la fuga a nada menos que cinco corredores, incluyendo el supuestamente gregario Valverde.

Además, había muy buenos corredores del pelotón, incluyendo a los tres que, horas después, llegarían a la cima de Arcalis para disputar la etapa: Dumoulin, Rui Costa y Pinot. Era una fuga que podía cambiar un Tour, y ya contaba con 2´ de ventaja sobre un pelotón donde tiraba Sky sin Landa, que suele ponerse en funcionamiento más tarde. En contra del sentido común, y propiciando un sopapo a la historia de este deporte de ataque, Movistar mandó parar a Valverde.

El podio del año pasado, y el mejor corredor del mundo por los puntos que acumula año tras año, obligado a parar por su propio equipo. Nadie lo puede entender, porque una vez en el grupo su participación no sirvió de nada: en la última cima ni siquiera se movió, como tampoco lo hizo su líder Quintana. Solo un tremendo chaparrón hizo que hubiese algún movimiento, más por entrar antes en meta que por otra cosa con mas espesor.

Unos Pirineos tristísimos, como si no se hubiese aprendido nada del Tour anterior, donde Movistar quiso ganar todo en el penúltimo día, en la subida a Alpe D´Huez. Como se quedaron a 1´13" de lograrlo, habrán hecho sus cálculos, también facilitados por el hecho de que en 2013, en el primer día de descanso, Quintana ya había perdido 2´02″, y que en 2015, en idéntica situación de carrera, eran 1´59″.

Son solo 23" en 2016, además perdidos en una bajada y por un despiste. Margen suficiente para llegar a la montaña alpina con garantías de asalto al maillot amarillo. Un cálculo mezquino porque en ningún momento se ha puesto a prueba la capacidad subiendo de Froome, porque en ningún momento se han aprovechado las ocasiones que han surgido para aislarlo de su poderoso equipo. En el Tour, una carrera que exige todos los días lo mejor de cada corredor, esa actitud acaba siendo muy reveladora.

Pues bien, esos 23" han subido en una etapa de las a priori consideradas intrascendentes a 35". Se salía de la ciudad idealizada de Carcassonne para llegar a Montpellier, con el agravante de que se había levantado la tramontana, el insidioso viento mediterráneo que puede llegar a tener rachas de mucha velocidad. Se prevía etapa nerviosa y con abanicos, pero no pasó nada de eso.

Fue una de esas jornadas en las que el pelotón, de tácito acuerdo o por coerción directa, acuerda ir en son de paz. Un pitorreo a la competición, pero tras ver el bochornoso espectáculo de los Pirineos -ni un solo ataque en tres días de montaña, ni uno solo entre los más fuertes- casi parece lo habitual. Está siendo un Tour de una bajísima calidad deportiva, solo salvada por el supercorredor que es Sagan, el actual campeón del mundo y auténtico hombre-Tour, aunque no dispute la clasificación general.

El día anterior había sido segundo tras llevar gran parte del peso de una escapada al más puro estilo de las clásicas de primavera, y camino de Montpellier se inventó un número imposible. Con el pelotón prácticamente parado -se ven imágenes de corredores comiendo barritas en cabeza del pelotón a solo 13 km. de meta-, el suizo Cancellara aceleró el ritmo para encender la mecha, secundada por Sagan y su fiel gregario Bodnar.

Cancellara se apartó inmediatamente, abriendo un hueco con el pelotón. Únicamente Froome y su gregario Thomas consiguieron alcanzar a la pareja de Tinkoff, un equipo que parece que funciona mejor sin Contador en carrera, el único abandono excelso de esta edición con muy pocos abandonos. Sagan declaró en meta que, cuando vio quienes les habían alcanzado, lejos de ponerse nervioso les dijo, en una mentalidad ganadora que jamás encajaría en Movistar: "somo los más fuertes, el pelotón jamás podrá alcanzarnos". .

Y así fue. En los 12 km. a meta se exprimieron al máximo, logrando la etapa para el campeón del mundo y casi eterno maillot verde de la regularidad, y 6" de ventaja en la general para Froome, más otros 6" por ser segundo de la etapa. A segundo por km., casi como en una contrarreloj. Son ya dos navajazos del británico a Quintana, y en los dos ha sacado sangre. Y no ha sido en su terreno.

El Movistar, por su parte, se ha excusado hablando de la etapa "más difícil del Tour" y de lo peligroso del recorrido, cuando era el mismo para todos. Es un discurso de derrota, porque queda por subir Mont Ventoux -recortado en su tramo final por los fuertes vientos, pero todavía un coloso formidable- y la crono semillana de 37 km. antes de afrontar los Alpes. Por mucho que haya mejorado Quintana contra el reloj, se dejará 1" por km. en ese recorrido, esto es: llegará a la montaña final, después de haber despreciado la inicial, con más de 1´ perdido con el gran dominador de la carrera. El corredor que saca tiempo bajando, en el llano y que lleva siendo el dominador del Tour desde 2012, cuando no ganó porque estaba ayudando a un compañero a ganar. Fue segundo. El puesto que parece confortar a Quintana y el Movistar.

Autor >

Sergio Palomonte

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

3 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. antipov70

    ...Pues si, parece ser que sea Froome el único interesado en llevarse la ronda gala, sin quitarle mérito al gran Tour que está realizando el británico, también habría que recordar en gran equipo, Sky, que lo está llevando a su tercer Tour, tener un equipazo que responde a cada demarraje, tener la carrera controlada y al rítmo que Froome le es conveniente, es tan importante que a estas alturas nadie duda de que el británico se alzará con su tercer Tour lo de Quintana es darle un poco de picante al asunto, pero bastante poco picante...

    Hace 4 años 8 meses

  2. Didac

    Toda la razón. Un tour bastante pobre en general, esperemos que los alpes lo alegren un poco y se vea más descaro de movistar o del propio Quintana. Hay que ir a ganar y arriesgar. Lo de los pirineos fue muy triste, se paso con más pena que gloría... Yo también me esperaba una etapa increíble y vaya decepción..

    Hace 4 años 8 meses

  3. Israel

    A Valverde no lo mandaron parar con 2', la escapada estaba ya a menos de 30", Movistar tiraba con dos delante, mientras detrás ya estaba todo el Sky reorganizado. No engañes a los lectores.

    Hace 4 años 8 meses

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí